Ebrard recurre a outsourcing para contratar a sus leales

0
165

Mediante tres contratos millonarios otorgados al grupo de outsourcing favorito del gobierno de Enrique Peña Nieto, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) subcontrató a mil 588 personas por “servicios especializados” entre 2019 y 2020; entre ellas algunas cercanas al canciller Marcelo Ebrard Casaubon, quienes cobraron salarios de entre 30 mil y 90 mil pesos mensuales netos, fuera de la nómina de la Cancillería.

La SRE trató de ocultar la lista de estos “prestadores de servicios”, entre quienes figuran una hija de Manuel Camacho Solís y un yerno de Elba Esther Gordillo –dos aliados políticos de Ebrard–, uno de sus antiguos colaboradores que estuvo brevemente prófugo por irregularidades en la Línea 12 del Metro, el periodista Fernando Coca Meneses (autor de un libro que exculpa a Ebrard de los problemas de dicha línea), el abogado de su exesposa, o de la periodista Isabel Arvide Limón, meses antes de su cuestionado nombramiento como cónsul en Estambul.

Según un listado de las 641 personas pagadas como prestadoras de servicios en distintos febrero, junio y octubre de 2020 que tiene Proceso, también se encuentran excolaboradores de José Antonio Meade Kuribreña, candidato presidencial priista en 2018 y funcionario de primer nivel de los sexenios de Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto.

Varios de los cercanos a Ebrard fueron adscritos a la Dirección General del Servicio Exterior y de Recursos Humanos (DGSERH), encabezada por Moisés Poblanno Silva, incondicional de Ebrard y de José Antonio Domínguez Carballo, quien fuera abogado del canciller y es ahora titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Cancillería.

Formalmente, los prestadores de servicio eran reclutados como “técnicos especializados”, “asistentes ejecutivos” o “técnicos profesionales” en el consorcio que formaron We Keep On Moving, Adper, Intermex y otras empresas de la red de sociedades del empresario Jorge Salim Fahrur Pérez, las cuales obtuvieron contratos por más de 5 mil millones de pesos durante el gobierno de Peña Nieto.

La SRE entregó tres contratos a ese grupo por un total de 285 millones de pesos, sin IVA: el primero lo otorgó en marzo de 2019, tras un proceso de licitación pública en el que sólo participó el consorcio ganador, y la dependencia adjudicó los siguientes dos de manera directa. Para 2021, la Cancillería cambió de proveedora: otorgó un contrato de 161 millones 460 mil pesos –sin IVA– a un consorcio encabezado por el Corporativo Sag de To, también en licitación pública de un solo participante.

Desde enero pasado Proceso pidió a la Cancillería la lista de personas subcontratadas por We Keep On Moving. Después de una primera negativa y la intervención del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, el pasado jueves 1 la SRE mandó un oficio de su Comité de Transparencia, el cual declaró “formalmente la inexistencia” de la información.

Previo a publicar este reportaje, Proceso preguntó a la Cancillería el motivo por el cual afirmó que la lista no existía. La dependencia respondió que “sí existe dicha información, no obstante no se encuentra en poder de la SRE, toda vez que derivado de los contratos celebrados con la empresa We Keep On Moving, SA de CV es el prestador de servicios quien está en posesión de la información de los perfiles”.

Fragmento del reportaje publicado en la edición 2332 de la revista Proceso.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here