Iván Archivaldo Guzmán ya es el segundo más buscado por la DEA

Iván Archivaldo Guzmán, el hijo mayor y más poderoso del narcotraficante Joaquín Chapo Guzmán, ya es el segundo fugitivo más buscado por la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos.

Y es que en su última actualización de la lista, el líder de la facción de Los Chapitos del Cártel de Sinaloa, subió del tercer al segundo puesto, estando solo detrás de Chuen Yip, traficante chino de fentanilo, vinculado a la misma organización criminal.

“Se busca por las siguientes supuestas infracciones federales: conspiración para poseer con la intención de distribuir sustancias controladas; Intento/Conspiración-Importación/Exportación de Sustancias Controladas con la Intención de Distribuir”, se lee en la descripción de Iván Archivaldo en la lista.

La DEA señala al capo de 41 años de ser la persona de instruir a sus operadores de poner el fentanilo “calles yonquis”. Cabe mencionar que este opioide sintético es hasta 50 veces más fuerte que la heroína, por lo que en 2022 mató a más de 100 mil consumidores en EEUU.

Además, The New York Times informó que durante el fallido operativo del 17 de octubre de 2019, conocido como “El Culiacanazo”, cuando el Ejército Mexicano detuvo por primera vez a Ovidio Guzmán, alías el “Ratón”, fue Iván Archivaldo quien ordenó al cártel desatar una ola violencia en la capital del estado, lo que despertó temor entre la población y provocó que los militares liberaran, a petición del presidente Andrés Manuel López Obrador, a Ovidio. Una de las jornadas más vergonzosas y criticadas al gobierno de la autollamada “Cuarta Transformación” (4T).

Hoy en día, la DEA ofrece una recompensa de USD 10 millones por información que lleve a su captura.