Más coordinación y menos insultos, Morena a Gobernadora

Más coordinación y menos insultos, Morena a Gobernadora

Luego de que el reclamo de la gobernadora María Eugenia Campos Galván, al Gobierno Federal, trascendiera a nivel nacional debido al calificativo de “pendejo” que utilizó, el Grupo Parlamentario (GP) de Morena en Chihuahua, pidió más coordinación y menos insultos.

“Advierto la reacción de la gobernadora con características de frustración, de desesperación, de limitación, incluso, ante hechos que son de alto impacto, pero que no son aceptables en un Jefe del Ejecutivo”, dijo el coordinador del GP, Cuauhtémoc Estrada Sotelo.

El explosivo comentario de Campos Galván, ocurrió cuando fue entrevistada por medios de comunicación, cuando salió de un evento público, respecto a la protesta pública hecha por la familia Lebarón, para exigir la intervención del Estado, en el rescate de cuatro integrantes de la comunidad que lleva ese apellido, en el municipio de Galeana.

La gobernadora exigió la presencia efectiva y el trabajo oportuno de los cuerpos federales de seguridad pública: “que deje de ser omiso, si no es que decir pendejo”.

“Yo siempre he creído que el que se expresa y lo que expresa, es lo que uno es. Cuando uno no tiene la capacidad de transmitir a los demás su idea, su proyecto, su pensar, su ideología, su posible solución a un problema, y lo que hace en lugar de eso, es insultar, descalificar, pues eso es lo que uno es”, opinó el diputado Estrada Sotelo.

Además, en la valoración del morenista, acompañado por las y los diputados de la Fracción Parlamentaria, Campos Galván erró por completo, tanto en calificativos, como en la argumentación jurídica, y su compromiso social.

“Un Jefe del Ejecutivo ante esa situación tiene la obligación de responder privilegiando primero a las víctimas y a sus familiares, y buscando una solución, la gobernadora ante esa imposibilidad que demuestra, trata de buscar inmediatamente culpables, aunque ella sea una de las responsables de la seguridad del estado”, consideró Estrada Sotelo.

También, cuestionó que al momento de las polémicas declaraciones, públicamente solo se sabía que los integrantes de la comunidad Lebarón estaban ausentes, de manera que la competencia jurídica no estaba definida ni por la Fiscalía General del Estado, como para reclamarle a la Federación.

“Y les voy a decir por qué eso es importante: porque si fuese secuestro, efectivamente la investigación por una disposición legal le correspondería a la autoridad federal, pero si fuese solo privación ilegal de la libertad, es una competencia únicamente de la autoridad local”, detalló.

De igual manera, dijo que en lugar de trasladar la responsabilidad al Presidente y al Gobierno Federal, el Estado tiene que usar los recursos ya disponibles: “¿Qué no tienen una serie de elementos, de herramientas, de presupuesto, de instituciones de seguridad pública, de plataforma centinela que tanto nos presumieron? Pues esa parte la tienen que asumir”.

Indicó que incluso si “la intención fue electoral de la gobernadora, ese fue otro error. No lo logra, lo único que hace es exhibirse y exhibirnos como entidad. Porque cuando uno tiene que hacer uso de ese tipo de calificativos, pues solo demuestra limitaciones”.

Consideró grave una actitud así pues resalta la necesidad de cuestionarse si las y los chihuahuenses quieren a “¿una titular o un titular del ejecutivo, coordinado con los demás entes, con los demás gobiernos, con el Gobierno Federal, con todo lo demás, o queremos un titular del ejecutivo confrontado con todo el mundo? ¿Qué queremos?”.

“¿Cómo se resuelven los problemas? ¿Peleándonos contra todo mundo, diciéndoles que les va a partir el hocico, que son pendejos o que se es esto? ¿O generando los esquemas de coordinación?”, agregó.

Reiteró que la confrontación permanente le ha costado mucho a la entidad: “¿cuántas veces no reclamamos los chihuahuenses, proyectos de inversión que desarrollen el estado? Pues ahora entendemos porqué es tan difícil traerlo, es una actitud que limita en mucho la solución de los problemas”.

El coordinador de la bancada local de Morena aplaudió que el Presidente del país se rehusara a hablar sobre el tema: “qué bueno que en su ‘mañanera’ ni siquiera le da oídos a tan lamentables declaraciones de la gobernadora”.

Finalmente, celebró que las personas de la comunidad Lebarón hayan sido rescatadas, aunque lamentó el contexto en el que ocurrió: “manda un mensaje contrario, cuando debería ser de que hay coordinación en todos los niveles de gobierno, para acotar la inseguridad”.

Por Heidi Rodríguez Reynoso