México interpone su demanda ante la CIJ por asalto a la embajada

México interpone su demanda ante la CIJ por asalto a la embajada

La canciller Alicia Bárcena mostró los reclamos de México en la demanda que presentó contra el gobierno de Ecuador por el asalto a la embajada en Quito, para detener al exvicepresidente ecuatoriano Jorge Glas, entre los que se encuentran la suspensión de ese país como integrante de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), mientras no emita una disculpa pública.

“Juzgar y declarar que Ecuador es responsable que el daño que las violaciones de sus obligaciones internacionales han causado y siguen causando a México“, señaló este jueves en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador.

La canciller detalló que, en la disculpa pública, el gobierno de Ecuador debe reconocer las violaciones a los principios y normas fundamentales del derecho internacional y garantizar la reparación del daño moral infligido al Estado mexicano.

El gobierno de México también buscará en su demanda ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) que se siente el precedente de que cualquier país que actúe como Ecuador debe ser expulsado en definitiva de la ONU, con base en una evaluación de los principios de la Carta de las Naciones Unidas.

En la denuncia, México acusa a Ecuador de violar la Convención de Viena por allanar la embajada y agredir a personal diplomático para llevarse por la fuerza al exvicepresidente Jorge Glas, resguardado en el recinto desde diciembre mientras afrontaba un proceso penal por corrupción.

“Hoy, al amparo del ordenamiento jurídico internacional y sirviéndonos de la ley, hemos decidido, por instrucciones del señor presidente (López Obrador), llevar a Ecuador a rendir cuentas por su flagrante transgresión a la inviolabilidad de nuestra embajada”, declaró Alicia Bárcena.

La proclama de México, agregó, “es que el sistema multilateral debe estar a la altura de la gravedad de los hechos”, por lo que el gobierno demanda “que la justicia internacional y el sistema internacional condene y sancione sin ambigüedades las graves violaciones ocurridas y se evite un precedente de impunidad”.

López Obrador indicó que pueden acompañar otros países de manera voluntaria esta denuncia y se pueden “adherir para buscar la solidaridad internacional”.

“Porque es un asunto de todos, no nada más de México“, apuntó el presidente.

“Porque es un asunto de todos, no nada más de México“, apuntó el presidente.

El mandatario destacó la resolución de la Organización de Estados Americanos (OEA), aprobada el miércoles sólo con el voto en contra de Ecuador, y la abstención de El Salvador, que condena enérgicamente la irrupción de la policía ecuatoriana en la embajada mexicana.

Con información de EFE

Latinus.